Miércoles, 23 Diciembre 2015 02:27

El aire acondicionado en el trabajo

Valora este artículo
(1 Voto)

Vuelve la guerra de todos los veranos a las oficinas. La regulación del aire acondicionado provoca que el 75% de los trabajadores (un total de 15.051.900) discutan entre sí, según una encuesta realizada por el portal de internet MSM a mil de sus usuarios.

Aire Acondicionado y Salud Laboral

Los aparatos de aire acondicionado son una fuente de confort y de calidad de vida en las épocas más calurosas del año, pero a su vez pueden suponer un riesgo para nuestra salud si son utilizados de modo incorrecto o con una intensidad inadecuada. La legislación laboral vigente en esta materia indica que las temperaturas y las humedades extremas deben evitarse en los lugares de trabajo, así como los cambios bruscos de temperatura y las corrientes de aire molestas.

LO QUE DEBES SABER…
  • La temperatura: lo ideal es que esté entre 24 y 26ºC
  • El mantenimiento: es importante limpiar los aparatos, sobre todo los filtros, ya que pueden acumular gérmenes u otras sustancias.
  • Riesgos del uso incorrecto: resfriados, cefaleas, contracturas, inflamación de garganta…

¿Cuál es la temperatura idónea?
Se recomienda el uso de aire acondicionado en verano, manteniendo una temperatura entre 24 y 26ºC, en el domicilio o en el lugar de trabajo; las normativas actuales recomiendan una temperatura no inferior a los 26ºC en locales de usos administrativos, comerciales, culturales, de ocio y estaciones de transporte, para ahorrar energía y reducir el consumo energético innecesario. En general, se considera que una temperatura inferior a los 24ºC no es confortable. Igualmente, se recomienda en los lugares de trabajo mantener la temperatura constante, promocionar la ingestión de líquidos y reducir el consumo de cafeína y alcohol. En bastantes ocasiones el uso de ventiladores es suficiente y su rendimiento energético es adecuado.

Visto 276 veces